Entradas

Sonrisa gingival: causas y soluciones

Tratamiento de la sonrisa gingival

Tener que sonreír para muchas personas es un problema. Por un lado, encontramos, a los que no tienen una dentadura bonita, pero, por otro lado, también están quienes, al sonreír, muestran una cantidad de encía mayor a lo habitual, lo que se conoce como sonrisa gingival.

Esto, para muchas personas, no es más que una característica más de su sonrisa, pero, para otras, puede convertirse en un problema estético que puede mermar su autoestima. Si tu eres una de esas personas, tienes que saber que, en la mayoría de los casos, tiene solución.

Existen tratamientos con y sin cirugía que, en función de cada caso, podrán devolver la sonrisa que más te guste.

De manera general podemos decir que, los hombres tienen sonrisa gingival si al sonreír muestra más de dos centímetros de encía. En el caso de las mujeres se habla de este tipo de sonrisa si, al hacerlo, se muestra más de 3 o 4 centímetros. En ambos casos, lo que si debemos saber es que no se trata de una patología en sí misma.

Las principales causas de la sonrisa gingival

  • Tener el maxilar largo, porque se ha producido un crecimiento en exceso en sentido vertical del maxilar superior.
  • Erupción pasiva alterada. Esto ocurre cuando se ha creado algún problema durante el proceso de erupción dental, cuando una zona de la corona del diente ha quedado cubierta por la encía.
  • Tener una posición dentaria baja. Lo que se conoce como sobre erupción de los incisivos de la parte superior, y esto es debido a la falta de contacto con los de la parte inferior.
  • Tener el labio superior corto o con mucha movilidad, por lo que el labio se desplaza en exceso hacia arriba, provocando que expongamos en exceso la encía.

En cualquier caso, lo más habitual es que la sonrisa gingival se produzca por una erupción pasiva alterada, que se forma por una posición dentaria baja.

Tratamiento de la sonrisa gingival

Como indicábamos, tiene solución en la mayoría de los casos. Para corregir la sonrisa gingival se pueden aplicar tratamientos de cirugía ortognática, gingivectomía, ortodoncia e infiltraciones de Botox. Solo tu odontólogo te recomendará la mejor opción para tu caso.

Si presentas sonrisa gingival, te invitamos a solicitar una consulta sin compromiso con nuestros dentistas en Torreón de Arroz para valorar tu caso y ofrecerte el mejor tratamiento.

Dientes perfectos naturales en Torrejón de Ardoz

Cómo tener unos dientes perfectos

Aunque muchas veces no lo tengamos en cuenta, tener una higiene dental óptima, dentro de la rutina diaria, es fundamental para tener unos dientes perfectos. Ya que su cuidado diario, no solo te ayudará a mantenerlos con un aspecto impecable, sino que evitará, además, muchos problemas futuros que pueden surgir por un cuidado inadecuado.

Sin embargo, no todo el mundo sabe cómo velar por sus dientes y, en este artículo, vamos a contarte los mejores consejos para cuidar tus dientes y que forme parte de tu rutina diaria.

Consejos para tener unos dientes perfectos

  • Debes cepillarte los dientes dos veces al día, durante dos minutos. Más tiempo o más veces, no es recomendable.
  • Utiliza la cantidad de pasta suficiente para cubrir el cepillo.
  • Si usas un cepillo manual trata de hacer pequeños círculos para que cubras todo, desde la punta a las encías. Tanto la cara externa del diente, como la interna. No presiones en exceso, el ritmo debe ser lento y suave. Si puedes hacerlo con cepillo eléctrico, el resultado es mucho mejor.
  • Utiliza hilo dental al menos una vez al día, de forma regular, ya que te ayudará a sacar el sarro y la placa que el cepillado no alcanza.
  • Enjuague bucal. Una vez has pasado el hilo dental y has cepillado, es recomendable terminar con un enjuague bucal, ya que ayudará a sacar las partículas que aún queden de placa o sarro que se hayan soltado tras el hilo.
  • Puedes tomar medidas adicionales para tener dientes sanos, como visitar periódicamente a tu dentista en Torrejón de Ardoz. Si no tienes ningún problema, te recomendamos ir, al menos, una vez cada dos años.
  • Y, si no estás satisfecho con la estética de tus dientes, puedes optar por ponerte correctores dentales como Ortodoncia u  Ortodoncia Invisible Invisalign.
  • Ponle atención a lo que comes y bebes, ya que hay alimentos y bebidas, que ocasionan dolor en los dientes y así los desgastan, los manchan o los dañan. Evitando estos alimentos, tus dientes estarán saludables.
  • Evita el tabaco, las gaseosas, el té y el vino tinto, ya que pueden manchar los dientes con el tiempo.
  • Si crees que tus dientes han perdido su color original, puedes preguntar a tu dentista las diferentes alternativas para blanquearlos que están disponibles.
  • Si te falta algún diente podemos sustituirlo por implantes dentales.

 

Ortodoncia interceptiva en niños

Tratar un problema de maloclusión dental a una edad temprana, aún en la fase de crecimiento, logra mejores resultados y que sea más sencillo el proceso. La ortodoncia intercetiva o funcional se encarga de esto.

En que pacientes se utiliza la ortodoncia interceptiva

Este tipo de ortodoncia se utiliza en niños y niñas entre seis y once años, y ayuda a guiar o corregir el crecimiento de los huesos, ayudando a equilibrar el tamaño y la colocación de los huesos maxilares.

La importancia de hacerlo a esta edad es que los huesos aún se están formando, por lo que su manipulación es mucho más fácil.

Los principales objetivos de la ortodoncia interceptiva

  • Como hemos indicado su principal objetivo es lograr que los huesos de la boca tengan la posición y el tamaño adecuado, ya que así, no solo se tendrá una mejor estética, sino una mejor funcionalidad y, por lo tanto, mejor salud.
  • Trabajando desde una edad temprana en huesos aún en crecimiento se evitan problemas en el futuro una vez los huesos maxilares se encuentren plenamente desarrollados.

Es importante saber que, en muchas ocasiones, tras los aparatos interceptivos, será necesario colocar una ortodoncia correctiva, a partir de los 12 años, una vez los dientes de leche ya se han caído.

Cuando debe ser la primera visita al ortodoncista

Con el fin de poder realizar un diagnóstico, se recomienda una primera visita a nuestra clínica dental en Torrejón de Ardoz a los seis años. Si tras el examen todo es correcto, lo ideal sería realizar revisiones cada cierto tiempo por observar la evolución.

Ortodoncia interceptiva o funcional

Cuando se descubren anomalías se programa una ortodoncia interceptiva, también conocida como funcional, con la que corregir algunos de estos aspectos: expandir huesos maxilares en arcadas comprimidas; frenar o estimular un crecimiento de la mandíbula si no es acorde; conseguir espacio para que no haya apiñamiento, etc.

Ya sea debido a causas de origen esquelético, a malos hábitos en la infancia o debido a la herencia genética, la ortodoncia interceptiva o funcional -que por lo general se utiliza entre 8 y 20 meses- ayuda a tener una menor salud buco dental en la infancia y, sobre todo, nos prepara para una mejor en la vida adulta.

Retenedores de ortodoncia: su utilidad y el tiempo que los llevaremos

Cuando hablamos de retenedores de ortodoncia nos estamos refiriendo a unos aparatos que se colocan una vez ha terminado el periodo en el que hemos llevado “el aparato” que todos identificamos como la ortodoncia y que ha sido la responsable de colocar cada pieza dental en su sitio.

Prescindir de esta última etapa es un grave error, ya que el proceso de asentamiento de las piezas no ha terminado y dejarlo aquí, puede hacer, que, con el tiempo, debas volver a tener que comenzar todo el proceso de ortodoncia, porque esa sonrisa tan bonita que habías logrado se ha truncado y hay piezas que se han movido.

¿Qué tipos de retenedores hay y cuánto tiempo debemos llevarlos?

Retirado el aparato de ortodoncia nuestros dentistas en Torrejón de Ardoz,  colocarán dos tipos de retenedores: uno de tipo fijo y otro removible.

Los fijos son unas láminas de alambre, extremadamente fino, que se colocan en la parte interior del diente. Se fijan con cemente y se colocan tanto en la parte superior como inferior. Son muy estéticos y discretos, y nadie sabrá que los llevas. No interfieren en tu día a día, y no molestan ni a la hora de hablar ni de comer.

Los removibles son unas férulas transparentes a medida de los dientes del paciente. Su aspecto es similar al de los alineadores invisibles, por lo que son altamente estéticos, aunque no completamente invisibles cuando se llevan puestos.

¿Cuánto tiempo deberé llevarlo puesto?

Esto dependerá de cada paciente y del tipo de retenedores que utilice: fijos o removibles.

Los retenedores fijos los vas a llevar durante toda tu vida, pero no debes preocuparte. Son prácticamente invisibles y no notará nadie que los llevas puestos, ni te causarán molestias de ningún tipo en tu vida diaria.

Por el contrario, los removibles, solo debes llevarlos el período que te indique tu ortodoncista. Al comienzo de esta fase deberás ponértelos durante todo el día, los primeros meses de la retención, pero siempre quitándotelos para comer y para realizar la higiene bucal. Con el tiempo terminarás utilizándolo, solo, mientras duermas.